Más de 500 tractores colapsaron ayer el centro de Madrid en una protesta de agricultores y ganaderos que fue de la plaza de la Independencia hasta el Ministerio de Agricultura. Y eso que, según la plataforma convocante, la Unión de Uniones, el dispositivo de seguridad desplegado impidió la entrada a la capital de muchos de  los tractoristas que se dirigieron allí desde toda España. El líder de la asociación convocante, Luis Cortés, que resultó herido leve, denunció a primera hora de la mañana que el ambiente estaba muy caldeado y acusaba a la Delegación del Gobierno de haber cambiado las condiciones de la protesta, lo que no hizo sino agravar la tensión que se viene acumulando desde hace semanas.

Compartir en Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies